Kimmer – Toallitas de algodón con alcohol, 60 unidades por paquete

Amazon.es Price: 8,55 (as of 03/04/2020 04:05 PST- Details)

[Buen material] La almohadilla desinfectante está hecha de tela no tejida de alta calidad, muy suave y delicada con la piel, añadida con una fórmula suave, segura y no tóxica.
Limpiar las manos de los niños, secado rápido. Aislante de superficies en baños públicos, aula, autobuses, trenes y aviones.
[Cuidadoso para sus manos] Desinfectante para manos, que te protege de cosas dañinas y lo hace suave y flexible.

Descripción

[Buen material] La almohadilla desinfectante está hecha de tela no tejida de alta calidad, muy suave y delicada con la piel, añadida con una fórmula suave, segura y no tóxica.
Limpiar las manos de los niños, secado rápido. Aislante de superficies en baños públicos, aula, autobuses, trenes y aviones.
[Cuidadoso para sus manos] Desinfectante para manos, que te protege de cosas dañinas y lo hace suave y flexible.
[Práctico] Este producto es práctico y duradero para el uso diario.
[Cuidados] Ayude a mantener la salud con toallitas desinfectantes, a su familia y a los que cuidan.

Información adicional

Brand

Color

Manufacturer

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Kimmer – Toallitas de algodón con alcohol, 60 unidades por paquete”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Limpia y desinfecta todas las superficies

En primer lugar, debes tener clara la diferencia entre limpiar y desinfectar, ya que si limpias sin desinfectar no estarás matando los virus y bacterias.

Las superficies lisas no porosas como los pomos de las puertas, los teléfonos móviles o las mesas son ideales para transportar los virus en general por lo que, deberías limpiarlos con frecuencia. En cambio, las superficies porosas como el cabello, la tela o el papel no permiten que los virus sobrevivan tanto tiempo. Esto es así porque los diminutos agujeros de esos materiales pueden atrapar el microbio e impedir su transferencia.

Lo ideal es limpiar primero y desinfectar después con un agente químico como alcohol para desinfectar o lejía sin detergente. Así, para una mayor efectividad, en el momento de la limpieza se podrá colocar en un pulverizador una solución de alcohol con, al menos, un 70% de concentración. Antes de empezar a cocinar puedes rociar con esta mezcla la encimera y los utensilios que vayas a utilizar. Deja actuar unos cinco minutos y retira con un algodón antes de que se seque. No hay que ser paranoico, pero lo ideal es hacerlo varias veces al día.

Cómo desinfectar tu casa a fondo

  • Baños y cocina: los mayores focos de infección en la vivienda son la cocina y el baño, por eso su limpieza debe ser exhaustiva. La lejía y el amoniaco son estupendos desinfectantes, así que se recomienda limpiar con estos productos los baños, grifos, lavabo, ropa, paños, radiadores… Limpia los armarios por dentro, aspira los estantes y los cajones y pulveriza todos los interiores y las puertas con tu spray desinfectante.
  • Sofás y ropa de hogar: el sofá es sin ninguna duda uno de los puntos de mayor infección de la casa, sobre todo si tienes mascotas. Si tiene funda, quítala y desinféctala en la lavadora. En caso de que tu sofá sea de piel, lo mejor es que lo limpies con una bayeta y un producto especial para tapicería. Limpia a conciencia todos los textiles del hogar que se puedan meter en la lavadora, como cortinas, ropa de cama, fundas de almohada o toallas de baño, siguiendo siempre las recomendaciones de las etiquetas. Puedes añadir un poco de lejía a la colada, de blanco o de color según corresponda.
  • Ventanas: debes limpiarlas tanto por dentro como por fuera y puedes hacerlo con amoniaco, pues tiene un efecto desengrasante y desinfectante. Lo tendrás que rebajar con agua y usar siempre guantes porque es muy abrasivo con la piel. Otra alternativa a este producto es el vinagre, que además aporta brillo. Solo tienes que diluirlo en agua caliente o tibia e introducir la mezcla en un pulverizador.
  • Otros elementos: no olvides limpiar los componentes de contacto diario, como son las puertas, manivelas, toallas, telefonillo, mando a distancia… Es esencial limpiarlos con amoniaco o alcohol para desinfectar. Si realmente quieres evitar el contagio del coronavirus, debes desinfectar la casa de forma adecuada y con los productos indicados.
single_product_description