Las trans denuncian trabas para acceder a sus tratamientos hormonales en España

«Me dan la felicidad de verme bien conmigo misma». Así explica Sandra Fernández, mujer trans de 48 años, la importancia de las hormonas que toma gran parte de este colectivo. Hace unos dos meses que en las farmacias de toda España hay desabastecimiento de los seis tratamientos hormonales financiados por el Estado que las mujeres trans necesitan para su proceso. Se trata de una medicación crónica cuya falta o discontinuidad puede comportar serios problemas de salud tanto física como psicológica. «Una transición de género se hace para ser más feliz -insiste Fernández para hacer hincapié en la necesidad de estos tratamientos-. La primera vez que me miré al espejo después de empezar a hormonarme, por fin me reconocí a mí misma». Eso fue hace cinco años, tras toda una vida sin decidirse a dar el paso.

Seguir leyendo….